El concejal Jorge Boasso, pidió cumplimiento de dos de sus proyectos: utilizar únicamente luminarias LED en el armado del tradicional Árbol de Navidad de Bvd. Oroño y Av. Pellegrini y facilitar la donación y recepción de juguetes en buen estado para quienes más lo necesitan en la proximidad de las fiestas.

 

El de las luces LED fue aprobado en 2015 y se extiende a todos los cuadros y decoraciones navideñas de la ciudad, con el objetivo de disminuir el consumo energético.

“El armado del Árbol de Navidad utiliza aproximadamente unas  3.700 lámparas blancas. Hay que avanzar en el reemplazo de las mismas por tecnología LED, que es actualmente la más ecológica de todas las posibles fuentes de luz y la que menos energía consume. Además no contiene mercurio u otros materiales tóxicos, contaminantes o radiactivos”, explicó Boasso.

El concejal comparó que con una bombilla de LEDs de unos 5W “se logra un efecto lumínico aproximado equivalente a una convencional de 35-40W”, una elevada reducción del consumo energía de hasta un 85% frente a las bombillas convencionales.

Los juguetes:

La entrega de juguetes que ya no se utilicen y se encuentran en buen estado corresponde a una ordenanza perteneciente al programa Cajas de Navidar y fue aprobada en 2016. Las donaciones serán recibidas por cada Centro Municipal de Distrito y serán ofrecidos a quienes lo necesiten, como si fuera un punto de venta comercial, exhibiéndose tal como una juguetería.

“Todos conocemos conocimiento la situación de calle que atraviesan en nuestra ciudad, no sólo niños, sino también los adolescentes. En este caso invitamos a la sociedad a depositar sus donaciones de juguetes para luego poder ser retiradas en cualquier momento por aquellos que si los necesitan para estas fiestas y no tienen posibilidades de adquirirlo”, destacó el edil.

También, el Distrito debe establecer los espacios físicos en donde se implementarán las respectivas cajas, y definirá los horarios en los cuales las personas que lo deseen y necesiten podrán proceder a su retiro.